Escáner Cultural

REVISTA VIRTUAL DE ARTE CONTEMPORÁNEO Y NUEVAS TENDENCIAS

ISSN 0719-4757
Share this

Inicio de Usuario

Suscríbete!

Formulario para suscribirse

*Pinche y complete los datos para recibir en su e-mail cada número nuevo de nuestra revista.
DESDE RUSIA

 

RODEADO CON BELLEZA TAPADORA

 

Yúfereva Marina

Cada minuto en todo el mundo se destapan miles de las botellas plásticas. Y estas tapas a veces se convierten en el material precioso para las obras bellas del arte, se necesita solamente el deseo ansioso de crear.

En Rusia, en la ciudad de Bratsk (la región de Irkutsk) vive un señor el cual precisamente no despilfarra ni una tapita. Él inventa los cuadros de las tapas plásticas.

Se llama Nicolai Pavlovich Petryakov. Él no tiene le formación artística como tal, sino posee un gran afán de transformar la realidad gris en la viva.

 

 

El mosaico tapador es un asunto complicado. Solamente la preparación de la materia prima para los cuadros insólitos tarda varias horas. Primero hay que quitar todo lo superfluo, lavar, después combinar el color.  Se asemeja a la bordadura, la única diferencia es que en vez de tener un cañamazo uno tiene la pared del edificio, en vez de tener unos hilos uno tiene las tapas plásticas coloreadas. 

“Delineo en los cuadritos de 30 milímetros. En unos lugares trazo los puntos negros, en otros – pongo las cruces diminutas. Primero preparo las tapas, después las clavo,”- cuenta Nicolai Pavlovich.

 

Corren rumores sobre el maestro. La gente de otras ciudades viene para sacar la foto con sus dibujos. Todos están seguros que el autor de las obras es un artista profesional. Pero en la realidad Nicolai Pavlovich no tiene ninguna formación específica.

No obstante su arte ya cumple el aniversario de 5 años y según los cálculos de Nicolai Pavlovich él recogió 40 mil tapas durante este plazo.

 

 

 

“A veces en el basural echaron las botellas con el agua mineral expirada, pues, nosotros obtuvimos el balde entero de las tapas”.  

Ahora el maestro está acabando otro cuadro de gran tamaño, pero le falta la materia prima. En déficit están las tapas negras, verdes y marrones. No obstante los planes de Nicolai Pavlovich son grandiosos, porque todavía queda desocupada una pared de su casa de campo.

 

  

En estas obras de Nicolai Pavlovich se perciben el deseo de cuidar al mundo exterior, al ambiente y también el deseo de vivir y alegrar la vida suya y de los demas con este arte. Ojalá cada uno de nosotros tenga un deseo parecido, tal vez el mundo sea mejor.

 

Los enlaces usados:

http://art.mirtesen.ru/blog/43271767388/Kartinyi-iz-raznyih-PROBOK!!!!?from=mail&l=bnq_bl&bp_id_click=43271767388&bpid=43271767388

http://www.gazetairkutsk.ru/2010/07/27/id20036/

http://pinme.ru/pin/5453c4a51f85111779cb7a38/

Escáner Cultural nº: 
176
Me parece impresionante lo que se puede hacer con unos tapes de botella. Realmente se consiguen unas fachadas de pared de una gran belleza. Y que bonito queda, con una estética muy lograda con la combinación de los colores de los tapes. Hace un año, donde yo vivo, recuerdo que también hicieron una bonita causa con los tapes de botellas. Reunieron muchos, pero muchos tapes para vender, ahora no me acuerdo donde, pero era por una causa benéfica, para poder ayudar a gente enferma. A veces, con objetos o cosas que no tienen valor a priori, se pueden hacer cosas bonitas, muy bonitas. Enhorabuena al maestro Nicolai Pavlovich!!!

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.
  • Allowed HTML tags: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>

Más información sobre opciones de formato

CAPTCHA
Esta pregunta es para verificar que eres human@, completa el espacio con los signos de la imagen.
5 + 4 =
Solve this simple math problem and enter the result. E.g. for 1+3, enter 4.
By submitting this form, you accept the Mollom privacy policy.