Escáner Cultural

REVISTA VIRTUAL DE ARTE CONTEMPORÁNEO Y NUEVAS TENDENCIAS

ISSN 0719-4757
Share this

Inicio de Usuario

Suscríbete!

Formulario para suscribirse

*Pinche y complete los datos para recibir en su e-mail cada número nuevo de nuestra revista.

foto

En una empresa de esas enormes y extrañas. Estaban por suceder cosas aun más extrañas y peculiares. Asesinatos, cuerpos malgastados y condenados, desmembrados.  Podí­an oí­rse caminar a las arañas. Los aullidos de los perros se multiplicaron con la llegada de los invitados. La reunión era en la capilla y habí­a sido convocada por el administrador fiscal del conglomerado.

foto
Hay mucho por hacer pero aun no ha llegado el momento,
le decí­a con señas y de uno a otro lado del atrio,
el abogado en jefe a su asistente. 
Aunque no existí­an lazos consanguí­neos parecí­an padre e hijo.
Tení­an un parecido fí­sico. Algo en la mirada. El porte, los ademanes.
El gusto por las cosas caras. Los autos, la caza.  Las mujeres pequeñas.  Menudas. 

Ambos se casaron por amor a los 23 años con mujeres nobles y sordas.  Se conocieron en el centro para el tratamiento de la sordera que las madres descalzas de la misericordia habí­an levantado en las afueras de la ciudad, en las tierras que colindan con el campanario donde apareció el primer cadáver. Al poco tiempo estaban trabajando juntos.   Siempre en silencio. Pocas veces hablaban.  Eso los acerco más.  Pero el inspector de policí­a que llego a levantar el cuerpo de Heidi Holmes también sabia hablar con señales. 

 

foto

 

Heidi Holmes apareció muerta en la entrada de la empresa familiar.  Vestida como una muñeca de esas antiguas de cerámica, sonriente. Gritaban en la calle los vendedores de periódicos.   Todos querí­an saber que habí­a pasado con la heredera del imperio de los chocolates.  Con la mujer más bella del pueblo. La intocable que se formo en colegios extranjeros y hablaba varios idiomas pero preferí­a comunicarse con las manos.   Los menesteres y los ví­veres aderezados con vinagre y especias exóticas. Eso fue lo ultimo que dijo, Después garabateo en el suelo con su propia sangre€¦. "como una serpiente de cerámica y barro".

Elegantes los testigos imprecisos del barco de las hormigas. 

Es grandilocuente tu discurso le dijo el asesor al presidente en el pasillo después de la junta extraordinaria de accionistas y lideres sindicales.  La petición no era del todo absurda.  Retirar del mercado los productos antes del segundo dí­a era la única salida para destrabar de los impuestos los derivados del consumo promedio.   Habí­a dos bandos hegemónicos y piramidales.  El primero estaba regido por los directores del diario "El Planeta Republicano". El segundo era un misterio, el fundador habí­a dispuesto una cláusula in tabularí­a que se auto modificaba cada cinco años. Acababan de nombrar presidente de esa área era al celebre Geofrey Quay, ex sacerdote ortodoxo que se abandono en los setentas al disfrute del sexo libre y con el tiempo creo un imperio multimillonario dedicado a satisfacer el deseo. Rara mezcla. Su último invento lo habí­a convertido en el centro de las discusiones,  la apertura de "The Ortodox" el sex shop mas concurrido de la ciudad, con sexo en vivo y hoyos gloriosos.  Estaba en todas las portadas.  El lugar era un imán poderoso.  Filas de paparazzis hací­an vigilia para fotografiar a algún polí­tico caprichoso.  Algún fugado.  La ciudad ya no era la misma y ese dí­a tampoco era un dí­a cualquiera.

  

foto

Las campanas resonaban en la torre de los caballos, una extraña luz se colaba por las ventanas del último piso. Hacia frio y lo más probable es que nevara copiosamente. Mr Thomson, el hombre a cargo de la coordinación de la casa de huéspedes apago su tercer cigarro mentolado con boquilla.   -Llamare al doctor Santos si siguen estos desvanecimientos.  Y camino hacia la puerta.   Calamar y Goliat, dos mastines napolitanos lo seguí­an.   Quien anda ahí­ dijo thomson, quien anda ahí­€¦.. ¿Señor Quay? Es usted?Si soy yo, charles llego algo tarde,  ¿llegaron todos?,   Si señor están todos aquí­.Y que paso con ella.Lo esta esperando en su despacho.Quien?La madre de Heidi Holmes.Y se dirigió a la capilla donde la reunión que habí­a empezado sin el estaba apunto de ponerse color de hormiga, además querí­a disculparse con un par de gobernadores por la tragedia de hace un par de semanas. 

 

 

 

 

  

foto

 

 

 

Me imaginaba que llegarí­as tarde Geofrey

-¡¡Tu aquí­!!, creí­ que te habí­a quedado claro la ultima vez.

Papito malgastaste tu tiempo, yo no soy de esas mujeres que puedes abandonar así­ no mas a su suerte. 

Tienes que hacerte cargo.  Maldito.  Idiota. Mal nacido. Culo de caballo. 

Porque no me has llamado.  Semanas sin vernos, ya no te gusto es eso€¦€¦.

-Esperame aquí­, diles que te den algo de comer. No has cambiado nada Patricia. 

....................Esta historia continuara

 

 

Caligula el rompehielos, un sacacorchos delirante es una idea original de Totoy Zamudio

http://totoyzamudio.blogspot.com 

http://www.saatchigallery.co.uk/yourgallery/artist_profile/artpage/1744.html 

http://profile.myspace.com/index.cfm?fuseaction=user.viewprofile&friendID=92681970

Es un artículo muy interesante, no como otros que te hacen Bostezar

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.
  • Allowed HTML tags: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>

Más información sobre opciones de formato

CAPTCHA
Esta pregunta es para verificar que eres human@, completa el espacio con los signos de la imagen.
15 + 4 =
Solve this simple math problem and enter the result. E.g. for 1+3, enter 4.
By submitting this form, you accept the Mollom privacy policy.